Fuente: Diario de Teruel

Bezas, Frías de Albarracín y Noguera son los mejores escenarios para ubicar las tres centrales eléctricas a partir de biomasa que se pondrán en marcha en la Sierra de Albarracín según los primeros informes técnicos. Así lo anunció durante su visita esta semana a la zona Javier de Miguel, responsable de la Asociación Empresarial Biomasa y Energía (AEB&E), que será la empresa encargada de montar las plantas y gestionarlas.

Estos tres municipios fueron también los propuestos por la Comunidad de Albarracín cuando se planteó el proyecto de abrir las plantas de aprovechamiento de la biomasa, pero la iniciativa no salió adelante por distensiones políticas derivadas de la propia ubicación.

De todas formas, aunque los primeros estudios apuntan hacia estas localidades, De Miguel especificó que la decisión se tomará cuando se tengan los informes definitivos, que podrían estar listos en los próximos meses.

Cada una de las tres minicentrales termoeléctricas de la Sierra de Albarracín tendrá entre 28 y 50 trabajadores. En la plantilla se incluyen tanto los operarios que se ocuparán de controlar la transformación de la biomasa en energía como las cuadrillas encargadas de recoger la materia prima en el monte y transportarla.

Los empleos son “estables”, según palabras de Javier de Miguel, responsable de la Asociación Empresarial Biomasa y Energía (AEB&E), quien señaló que la vida útil prevista para estas factorías es de 21 años. “Son trabajos que no se pueden deslocalizar”, aseveró.

Anuncios